Factores que considerar para las aplicaciones de cobre y otras herramientas fitosanitarias a caída de hojas y programas invernales

Factores que considerar para las aplicaciones de cobre y otras herramientas fitosanitarias a caída de hojas y programas invernales

Por: Raúl Osorio, Director Peulla Asesorías y Servicios.


Algunas consideraciones fisiológicas del receso invernal en cerezos:

Los frutales caducifolios eliminan sus hojas y cesan su crecimiento visible como estrategia para sobrevivir los fríos inviernos, entrando sus yemas en un estado de dormancia, a través de un proceso conocido como receso invernal. La entrada en esta fase es paulatina y comienza con el acortamiento de los días en verano. Luego, a medida que avanza el otoño, con días más cortos y fríos, el árbol va acumulando inhibidores de crecimiento que inducen la caída de las hojas, momento que señala el inicio del estado de dormancia profunda o endo-dormancia. Una vez transcurrido un tiempo de exposición a condiciones propias del invierno: baja temperaturas, lluvias, baja luminosidad y fotoperíodo, la yema alcanza un estado denominado eco-dormancia, en el que se encuentra lista para brotar y continuar su ciclo, lo que se producirá de acuerdo con el aumento de temperatura y mayor luminosidad de los días en primavera. Fuente: Red Agrícola septiembre 2020 “Consideraciones sobre el receso en frutales” Laboratorio de Ecofisiología Frutal. Álvaro Sepúlveda (asepulveda@utalca.cl). Loreto Arenas (loretoarenas@utalca.cl).


Junto con el inicio del proceso de caída de hojas del cultivo comienzan las aplicaciones de soluciones enfocadas al control de enfermedades como: Cáncer bacterial, Cytospora y enfermedades de madera. https://www.smartcherry.cl/poscosecha/recta-final-para-la-entrada-en-
dormancia-de-los-huertos-de-cerezos.

Para desarrollar las aplicaciones destinadas al control de las enfermedades mencionadas en este período, debemos considerar:

  1. El objetivo de las aplicaciones en este período está enfocada a cubrir la madera del cultivo y especialmente las heridas naturales de la caída de hojas, heridas y micro heridas producidas por heladas y eventuales granizos; donde puede generarse ingreso de los patógenos descritos.
  2. Segunda: realizar la mantención preventiva de cada uno de los equipos disponibles (atomizadores y tractores).
  3. Tercero: contar con las pautas de calibración precisas y adecuadas a cada situación de huertos según topografía, edad de huerto y sistema de conducción.

Para desarrollar una calibración adecuada para ejecutar estas aplicaciones debemos considerar:

a) Volumen de agua a utilizar
b) Volumen de canopia a tratar (con o sin follaje)
c) Volumen de aire necesario para desplazar las aplicaciones
d) Velocidad de avance de las aplicaciones en terreno para lograr un buen cubrimiento o cantidad de depósito en el objetivo (madera).

Volumen de agua: Muchas son las recomendaciones en cuanto a la cantidad de agua a utilizar para realizar las aplicaciones de soluciones fitosanitarias; sin embargo, siempre debemos considerar que nuestro objetivo es lograr una buena “cobertura de gotas” en los órganos de nuestro cultivo el cual experimenta cambios de “estatura” o “volumen de canopia” o “volumen de estructuras” y “pérdidas” de órganos como las hojas.


Una forma de calcular el volumen de agua a utilizar es determinando el volumen del cultivo a través de TRV (Tree Row Volumen) o Volumen de canopia de árbol. TRV (m3 de follaje/ha) = [altura del árbol (m) x ancho del árbol (m) x 10.000 (m2/ha)] / Distancia entre hileras (m).

La dimensión de los árboles en esta etapa del cultivo es muy similar en la mayoría de los casos y dependerá de los sistemas de conducción. Solo a modo de ejemplo consideraremos un huerto de 3,2 metros de altura promedio, con un ancho de “ramas” de 3 metros y una distancia de plantación de 4,0 metros. El TRV = (3,0 x 3,0 x 10.000) / 4,0. El resultado será TRV = 22.500 m 3 de objetivo.

Para obtener el volumen de agua a utilizar Byers et.al suponen un volumen de 0,0937 L / m 3 de canopia. Para nuestro ejemplo, por lo tanto, necesitaríamos 24.000 x 0,0937= 2108 L de agua /ha.

Según Ing. Agr. Guillermo Lorca Beltrán Profesor Mecanización Agrícola de la Facultad de Agronomía e Ing. Forestal, PUC de Chile glorcabeltran@hotmail.com, en su artículo EXACTITUD SIN APURO de la revista Mundo Agro, se debe aplicar un índice de ajuste de densidad foliar.

Si aplicamos el factor 0,7 (extremadamente abierto) nos arroja un volumen de agua a aplicar de 1476 L de agua / ha.

Sin embargo, esta información está referida a cultivos frutales con follaje. Al momento de determinar el volumen de agua necesario para aplicar al cultivo SIN hojas, debemos ajustar este volumen a factores determinados sólo con la experiencia de años en campo y corroborando los depósitos con papel hidro sensibles y otros medios como pinturas fluorescentes y también caolinitas de uso agrícola.

Por lo tanto, después de lo expuesto anteriormente y basados en la experiencia de terreno, la recomendación de ajuste para aplicaciones destinadas a la madera, debemos ajusta el resultado por el mismo factor de 0,7 para arboles desprovistos de hojas. Para los efectos del ejemplo tenemos 1476 L x 0,7 = 1033 L de agua / ha.

Otra forma de calcular es considerar el uso de 400 L de agua por cada 10.000 m 3 de canopia, para el ejemplo tenemos (24.000 m 3 / 10.000 m 3 ) / 400 L = 960 L de agua / ha.

Volumen de aire a desplazar en aplicaciones invernales: Otro factor muy importante a considerar es el volumen de aire necesario para desplazar nuestra aplicación hacia el objetivo.

Una forma de calcular el volumen de aire necesario también es determinando el volumen del cultivo a través de TRV (Tree Row Volumen) o Volumen de canopia de árbol. TRV (m3 de follaje/ha) = [altura del árbol (m) x ancho del árbol (m) x 10.000 (m2/ha)] / Distancia entre hileras (m).

Para el mismo ejemplo anterior, un huerto de 3,2 metros de altura promedio, con un ancho de “ramas” de 3 metros y una distancia de plantación de 4,0 metros. El TRV = (3,0 x 3,0 x 10.000) / 4,0. El resultado será TRV = 22.500 m 3 x 0.7 = 15.750 de objetivo (madera).

Este volumen calculado es el que debemos desplazar para llegar a nuestro objetivo “Madera”.

Los equipos hidroneumáticos con asistencia de aire que son los más utilizados en nuestra fruticultura tiene distintas capacidades de desplazamiento de aire según su modelo y su tipo de grupo de aire.

Los distintos modelos existentes en el país generan cantidades que van desde los 25.000 a 90.000 m 3 de aire / hora. Para ajustar la cantidad de aire / ha (15.750 m 3 en el ejemplo) debemos considerar la velocidad de avance de la aplicación.

Para nuestro ejemplo consideraremos el siguiente cuadro de velocidades de avance en un huerto de 4,0 metros de distancia entre hilera:

Para lograr un mejor nivel de depósitos siempre se recomienda utilizar la velocidad más
baja posible, considerando la capacidad operativa de los equipos atomizadores en campo.

Elección de Boquillas: Siempre se debe mantener la limpieza de estos componentes y chequear el caudal que entregan por minuto y comprobar que sea el indicado por el fabricante, no superando un 10 % de desgaste.

Para mejorar las aplicaciones de soluciones en de caída de hojas y período invernal se recomienda el uso de boquillas Anti Deriva y ajustar el número y disposición de ellas a la arquitectura del cultivo y sus diversos formatos de conducción.

La presión de trabajo para las aplicaciones debe estar en un rango óptimo entre 8 y 14 bares tanto en el comando del equipo como a la salida de las boquillas.

Para ejemplo:

En cada caso siempre debemos “lograr consistentemente una alta eficacia con la cantidad de producto necesaria y a un costo sustentable y siempre con un mínimo impacto al medio ambiente,a los aplicadores y a los consumidores”.

Para poder desarrollar los planes de manejo de aplicaciones eficaces y eficientes debemos tener equipos previamente diagnosticados en todos sus componentes, reparados y reemplazados sus elementos críticos, realizar mantención anual y periódica, limpieza permanente y tener personal altamente capacitado para desarrollar las aplicaciones que se traducirán en el éxito de nuestro cultivo a la cosecha con el menor impacto al ambiente y las personas.

Compartir

Noticias Relacionadas

La feria comercial líder para el negocio de productos frescos publica las últimas cifras del mercado europeo en asociación con Agrarmarkt Informations-Gesellschaft (AMI) y
La feria comercial líder para el negocio de productos frescos publica las últimas cifras del
Compartir

Otras noticias

¿Cuántas hectáreas plantadas de cerezas hay en Chile? Es una pregunta recurrente y que hasta hace poco no se podía responder basándose en cifras
¿Cuántas hectáreas plantadas de cerezas hay en Chile? Es una pregunta recurrente y que hasta